Berwick upon Tweed, el pueblo más disputado de Reino Unido

Visitar Berwick Upon Tweed

Tres puentes juntos pese a lo pequeño del pueblo

Berwick upon Tweed es un pueblo de unos trece mil habitantes que se encuentra en Inglaterra. De hecho, se trata del pueblo que está más al norte de este país y precisamente por su ubicación geográfica, fue conquistado y reconquistado por los escoceses y los ingleses más de una decena de veces. Esta pequeña localidad tiene el record de ser la más disputada entre Escocia e Inglaterra.

Probablemente Arol y yo no habríamos pensado en visitarla si no llega a ser porque una de mis compañeras de trabajo es de allí y como buena local, nos convenció de las maravillas de su pueblo. Desde Edimburgo se puede ir en tren directo y el trayecto es de aproximadamente 45 minutos. Así que no dudamos en hacer una excursión de un día en tierras inglesas.

Qué ver en Berwick

Berwick (no confundir con North Berwick) tiene un muro muy resistente que la rodea y que hace muchos años servía de frontera. Por la noche, cerraban las puertas de la ciudad y había que convencer a los guardias si querías entrar. Hay muchas historias que cuentan que alguna vez los médicos no pudieron cruzarlas, desencadenando un fatal desenlace para sus pacientes, que vivían en el lado escocés.

Visitar Berwick Upon Tweed

Como siempre, una postal del viaje

Visitar Berwick Upon Tweed

El paseo por el muro frente al mar es más que recomendable

Es interesante visitar las murallas y subirse a ellas para admirar las vistas sobre el mar y por supuesto, es gratuito.

Berwick tiene además tres puentes que merece la pena ver: el puente viejo, que fue construido entre 1610 y 1624 y que actualmente se usa todavía para que los coches crucen (curiosamente en una sola dirección); el puente real, que se construyó en 1847 y que sirve para que los trenes puedan cruzar el río Tweed y por último, el puente real de Tweed que se construyó en 1925 y que también se utiliza para coches y peatones.

Arol hizo un montón de fotografías de los puentes (bastante pintoresco que haya tres puentes tan cerca, parece un pequeño París) y nos llevamos una sorpresa muy agradable: debajo de uno de los puentes había una foca descansando! Así que si os acercáis por Berwick, atentos a la fauna local.

Visitar Berwick Upon Tweed

La fauna de la zona es sorprendente

Por último, destacamos dos monumentos: una iglesia del siglo XVII que es pequeñita pero increíblemente acogedora y tiene unas vidrieras interesantes y las instalaciones militares llamadas las “Barracas de Berwick”, que se utilizaban para proteger la ciudad y a día de hoy, acogen diferentes exposiciones.

Visitar Berwick Upon Tweed

La vida de los fines de semana se traduce en mercados callejeros

Visitar Berwick Upon Tweed

La puerta que separaba Escocia de Inglaterra

Visitar Berwick Upon Tweed

Las casas coloridas son muy atractivas

Visitar Berwick Upon Tweed

Un pueblo tranquilo y con personas muy amables

Visitar Berwick Upon Tweed

Bonita y humilde iglesia de pueblo

Donde comer

En Berwick hay un montón de lugares para comer y también hay supermercados para comprar unas frutas y sentarse en las murallas a disfrutar del día. No obstante, nosotros elegimos un sitio muy especial llamado Maltings Theatre. Exactamente como su nombre indica, se trata de un teatro que funciona proyectando películas como un cine pero también obras y otro tipo de shows cuando hay oportunidad. Al principio hasta pensamos que nos habíamos equivocado porque no tenía pinta de que allí hubiera nada para comer. Sin embargo, entramos y buscamos y efectivamente, hay un restaurante que destaca sobre todo por lo íntimo que es. El precio por comensal ronda las 12 libras y la carta es sencilla pero deliciosa: platos caseros que comprenden desde sopas y purés hasta sandwiches, ensaladas o una gran variedad de pescado fresco, ya que Berwick es una ciudad costera. Disponen de un par de alternativas vegetarianas pero como los lácteos no me sientan bien, pedí que me adaptaran un poco una ensalada y lo hicieron sin problema.

Curioso por la presencia de dos turistas en su restaurante, el mismísimo Chef salió a saludarnos y se interesó por nosotros y por los detalles que nos habían llevado a visitar Berwick, un pueblo que no está acostumbrado a recibir hordas de visitantes. Nos contó que en sus años de juventud él mismo había dado la vuelta al mundo y lo que recordaba con más cariño fueron las excelentes comidas que disfrutó en Argentina… creo que en ese mismo momento Arol y el Chef se hicieron inseparables.

Visitar Berwick Upon Tweed

El mejor sitio para comer en el pueblo

Dentro del restaurante-teatro

Dentro del restaurante-teatro

Todos los postres del Maltings Theatre son también caseros y destaca la tarta de frambuesas y chocolate blanco: con solo escribir el nombre se me hace la boca agua. Pero si no os apetece tomar postre, no os preocupéis porque en Berwick hay una de las mejores chocolaterías de Inglaterra: Cocoature… la alta costura de los chocolates. La pequeña tienda está situada en West Street y todos los chocolates y bombones que venden los hace el maestro chocolatero, William. No dudéis en preguntar por él si visitáis la tienda: saldrá encantado de su taller para contaros cómo hace cada variedad y como se inspira cuando quiere realizar alguna nueva creación. Nosotros fuimos muy afortunados y nos estuvo contando la diferencia entre los tipos de chocolate y por qué a algunas personas no nos gusta el blanco pero nos encanta el chocolate puro… aprendimos un montón.

En resumen Berwick upon Tweed es un pueblo que ahora descansa tranquilo después de unos cientos de años ajetreados en los que no sabían si al día siguiente serían escoceses o ingleses. Quizá por tanta invasión y reconquista, sus gentes son amables, hospitalarias y cercanas; y solo por eso merece la pena acercarse… y por el chocolate!

Visitar Berwick Upon Tweed

Sin querer nos encontramos con un concurso de talentos y escuchamos mucha música

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

2 Comentarios.

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *